icono FACEBBOK icono TWITTER icono TWITTER icono YOUTUBE icono CARTAS AL DIRECTOR icono_INSTAGRAM.jpg icono DIRECCION icono DIRECCION

cabeceratribunabenemerita

igc

El Ministro del Interior, asegura que no hay nada concreto sobre el reconocimiento como zonas de especial singularidad (ZES) a Cataluña, el Campo de Gibraltar y Baleares.

El Ejecutivo a través de la Mesa del Congreso de los Diputados, ha dado respuesta a una interpelación del grupo parlamentario popular relativa a la posible declaración de estas zonas como de especial singularidad, debido a la difícil situación social que sufren los funcionarios estatales, argumentando aquel que tal posibilidad sigue en estudio permanente.

De nuevo los guardias civiles y policías nacionales ven como parte de sus aspiraciones son ninguneadas por parte de un Gobierno que, durante meses, ha mantenido la posibilidad de establecer en parte del territorio nacional, unas zonas con peculiaridades que harían que los funcionarios policiales pudiesen ver muy mejoradas sus condiciones socio-laborales.

         Una vez más Independientes de la Guardia Civil (IGC) se ve obligada a denunciar públicamente el abandono absoluto por parte de Interior hacia el contingente policial desplegado en unas zonas de especial singularidad a lo largo de todo el territorio nacional.

         Con esta controvertida decisión, estamos convencidos de que aumentará considerablemente la situación de desamparo para los miles de agentes de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, que actualmente ocupan puestos de trabajo en esas regiones concretas.

         Aprovechamos tal desestimación para hacer un llamamiento al resto de asociaciones profesionales de la Guardia Civil y sindicatos de la Policía al objeto de generar un frente común y denunciar al unísono situaciones como esta y futuras que no consiguen, sino, menoscabar la moral y privar de mejores condiciones socio-laborales y calidad de vida a miles de guardias civiles y policías nacionales que día a día desarrollan su trabajo en un ya de por si deteriorado ambiente laboral y clima social, que además, igualmente padecen sus familiares y allegados más cercanos.